Conversando con un Coach #748 “Dejando de Postergar”

Cuantas palabras el alma quisiera a veces decirte.
Yo siempre tuve palabras que nunca jamás te dije.
Y acaso cuando me vaya habré de sentirme triste
de tanto decir palabras que nunca jamás te dije.
Denise Ainel

Sabemos que muchas veces las postergaciones nos hacen perder mucho dinero sin embargo pareciera que no podemos hacer nada Estamos como paralizados.
El retrasarse no es una falta de carácter, es una situación que nos pasa y que a veces se transforma en hábito.
¿Probaste hacer una lista de las cosas que tienes pendientes que sea atractiva y motivante? Donde en lugar de enumerar las acciones a realizar te enfoques en los resultados que vas a conseguir?
Observa si no se escucha diferente: “hacer diez llamadas” o “aumentar mis posibilidades de ingreso”.
Busca no interpretar las tareas pendientes como cargas así te será más difícil postergarlas.

La motivación se da cuando tus manos y pies siguen trabajando cuando tu cabeza dice que no se puede lograr.
BENJAMIN MORRELL

¿Se te ocurrió pensar en alguien que te acompañe o te asista en la búsqueda de tus objetivos? A todos nos gusta arreglárnosla solos, pero aun aquellos que trabajamos mejor en forma independiente necesitamos el desafío de otro que nos acompañe con quien podamos competir sanamente. Muchas veces, cuando realmente estamos atosigados de trabajo lo que necesitamos es delegar, este también suele ser una de las causas para que posterguemos, que realmente nos hemos hecho cargo de mucha tarea y no la podemos concretar solos.
Observa en donde pones la energía que te falta.
Si no puedes hacer alguna tarea pendiente, esto podría deberse a que la energía se está dispersando por algún camino que ni siquiera conoces. Observa en que está enfocada conversación interna.
¿Algo no es como a ti te gustaría? Acéptalo para poder seguir
¿Te quedaste enganchado en alguna conversación? Complétala para poder seguir.
Limpiar el espacio físico y emocionalmente te puede permitir enfocarte en lo que hace falta hacer.

Tu coach es la llave. Necesitas alguien que tenga un ojo para ver lo que estás haciendo cuando no puedes verlo solo.
PETE SAMPRAS

Como diría un maestro Zen “empiezá“
No tenes tiempo para terminar EMPIEZA
¿Te parece que no vas a poder EMPIEZA
¿Te parece que te falta información? EMPIEZA
¿Te parece que es mucho? EMPIEZA
¿Te parece que va a ser mejor mañana? EMPIEZA HOY…….YA!!!!
Solo prométete hacer algo por cinco minutos. No es una broma, pero muchas personas han encontrado que su ciclo de aplazamientos se rompió por esta pequeña promesa.
¡Encuentra la motivación dentro de tu conversación interna!
Algunas veces tratamos de motivarnos con enormes objetivos. A menudo, nos inspiran. Pero si un objetivo inmenso te tiene detenido, acórtalo momentáneamente.
El secreto está en desarticular lo que te dices mientras postergas.
La postergación tiene sus consecuencias. Pagas precios por lo que no haces.

Tomar decisiones es una característica de las personas
que están en forma.
Cualquier decisión es mejor que postergar.

 

Conversando con un Coach #747 “La Vida es Simple”

Si cerraste, abre.
Si apagaste, enciende.
Si desconectaste, conecta.
Si no sabes, aprende.
Si no puedes, busca ayuda.
Si no sabes qué decir, calla.
Si necesitas usar algo que no te pertenece, pide permiso.
Si te prestaron, devuelve.
Si no sabes cómo funciona, no toques.
Si prometiste, cumple.
Si ofendiste, pide disculpas.
Si no es asunto tuyo, no te metas.
Si no conoces toda la historia, no critiques.
Si no puedes ayudar, no molestes.
Si no sabes, no opines.
Si opinaste, hazte cargo.
Si puedes hacer algo, hazlo.
Si no puedes, suéltalo.
Si algo te sirve, trátalo con cariño.
Si no puedes hacer lo que quieres, quiere lo que haces !!!!

¿Has observado la tendencia natural que tenemos los seres humanos para complicar las cosas cuando en realidad pueden ser mucho más simples de lo que parecen?
Me surge entonces una pregunta y es dónde vive la complicación?
Y llego al mismo lugar de siempre: Todo es una conversación!!
Y sostengo que la habilidad de complicar las cosas simples, también vive en la conversación interna que tenemos de las cosas y en la forma especial que tenemos de ser.

La genialidad es la habilidad de reducir
lo complicado a lo simple.
C.W. Ceran

Podrías estar pensando que este planteo es lineal y simple y que por lo general las cosas no se presentan así y podría decirte que acuerdo con vos. Sin embargo, sostengo que cuanto más complicadas se presenten las cosas, más necesitamos trabajar para simplificarlas. Porque creo que es la única manera que tenemos de poder empezar con algo, con lo más importante y después vemos. Sino la gran complicación nos frena y entonces es peor porque nos quedamos inmovilizados.

Cuenta tu jardín por las flores,
no por las hojas caídas.
Cuenta tus días por las horas doradas,
no por las penas vividas.
Cuenta tus noches por las estrellas del cielo,
no por las sombras habidas.
Cuenta tu vida por las sonrisas que tuviste,
no por los llantos derramados.
Cuenta tu edad por los amigos que tienes,
no por los años pasados.
Así de forma tan simple, habrás vivido la felicidad.

Consideramos que simplificar puede ser una buena estrategia para empezar por algo y ponernos en acción. También puede serlo cuando se trata de aprender a priorizar. O cuando nos cuesta reconocer que es lo más importante.
Algunos temas importantes de la vida se muestran complejos. Vamos y venimos sin encontrar una solución. De todas maneras, pienso que sin abandonar la búsqueda de posibilidades y alternativas necesitamos pensar en las más fáciles y simples.
Obsérvate en tu forma de encarar los problemas:
Te complicas inútilmente?
Te confundes?
Te ahogas en un vaso de agua?
En qué áreas te ocurre esto?
Cuando te resulta mas fácil simplificar?
Hay algo que podrías aprender de estas áreas para trasladarlo a las otras?

Un esposo fue a visitar a un sabio consejero y le comentó que ya no quería a su esposa y que pensaba separarse. El sabio lo escuchó, lo miró a los ojos y tan solo le dijo una palabra “ÁMELA”. Luego se calló.
Pero es que ya no siento nada por ella, replicó el esposo.
“AMELA”, repuso el sabio.
Y ante el desconcierto del señor, después de un breve silencio, agregó lo siguiente: Amar es una decisión, no es un sentimiento.
Amar es dedicación y entrega.
Amar es un verbo y el fruto de esa acción, es el amor.
El amor es un ejercicio de jardinería:
Arranque lo que hace daño, prepare el terreno, siembre, sea paciente, riegue y cuide.
Esté preparado porque habrá plagas, sequías o excesos de lluvia, pero no por eso va a abandonar su jardín.
Ame a su pareja, es decir: acéptela, valórela, respétela, dele afecto y ternura, admírela y compréndala y verá como el amor surgirá.

 

Conversando con un Coach #746 “Excusas”

Se dice que muchos años atrás el Virrey de Nápoles hizo una visita a Barcelona, España. En el puerto había un barco de remos con prisioneros condenados a remar, castigo usual para la época. El Virrey se acercó a los prisioneros y les preguntó que los había llevado a estar ahora en esta situación. Así escuchó de primera voz terribles historias.
El primer hombre dijo que estaba allí porque un juez aceptó un soborno de sus enemigos y lo condenó injustamente. El segundo dijo que sus enemigos habían pagado a falsos testigos para que lo acusaran. El tercero dijo que había sido traicionado por su mejor amigo, quien escapó de la justicia dejándolo. Y así cada uno fue contando su historia.
Finalmente el Virrey dio con un hombre que le dijo: Mi Señor, yo estoy aquí porque me lo merezco. Necesitaba dinero y le robé a una persona.
El Virrey quedó absolutamente anonadado y volviendo sobre el capitán del navío dijo: Aquí tenemos a todos estos hombres que son inocentes, están aquí por injustas causas, y aquí este hombre malvado en medio de todos ellos. Que lo liberen inmediatamente, temo que pueda influenciar a los demás
De esta manera el hombre que se había confesado culpable fue liberado y perdonado, mientras aquellos que continuaban excusándose a sí mismos volvieron a los remos.

Esta es una historia verdadera, y la moraleja es bastante obvia.

Si buscamos en el diccionario podemos encontrar como definición que una excusa constituye un pretexto que se aprovecha para evitar obligaciones.
Siendo niños aprendemos a inventarlos y nadie nos dice que eso no se debe hacer.
No hice mi tarea porque…
Llegué tarde porque..
Etc.
Yo lo veo como una forma “sutil” de evadir responsabilidades o no querer afrontar realidades. Todas las excusas buscan justificar algo.

Están los que ganan.
Y están los que tienen excusas para perder.

El problema de las excusas es que de tanto repetirlas nos las creemos y después andamos por la vida defendiéndolas como si fueran ciertas.
Cuáles son las excusas que usas habitualmente para evadir tu responsabilidad?
No tengo tiempo?
No tengo dinero?
Soy muy joven o muy viejo para esto?
Me falta información?
¿Quieres triunfar? Entonces elimina de tu mente todo el diccionario de excusas.

No ascendemos al nivel de nuestras habilidades,
sino que caemos al nivel de nuestras excusas.

Te diste cuenta de que cuando algo es importante para ti siempre encuentras una manera de hacerlo pero cuando algo es difícil o no quieres hacerlo siempre encuentras una excusa?
Las excusas logran que las personas queden estancadas, se auto saboteen e incluso que hagan de ellas un estilo de vida. Seguramente conocerás gente que siempre tiene una excusa para presentarte. Todos conocemos a alguien que vive culpando a los demás por sus fracasos.

Piensa en algo que tienes in mente hace tiempo.
Y ahora piensa en todas las explicaciones que te das a ti mismo para no tenerlo concretado.
Tú eres el único responsable de los pensamientos y creencias que sostienes.
Si no te ayudan con tus objetivos puedes cambiarlos.

El optimista tiene siempre un proyecto; el pesimista, una excusa.

 

Conversando con un Coach #745 “Dime quién soy”

Un padre acompañado de su hijo de corta edad y su burro tenían que cruzar semanalmente la plaza principal del pueblo para realizar unos trabajos.
Un día, el niño iba montado en el burro y el padre caminando cerca del mismo, cuando pasaron por la plaza del pueblo escucharon a los vecinos criticarlos: “¿Será posible? ¡El niño, fuerte y robusto sobre el burro, y el pobre padre mayor y achacoso caminando! ¡Qué poca vergüenza!”
Después de escuchar estos comentarios, la siguiente semana, él mismo montó sobre el burro, y el niño fue caminando. Los vecinos del pueblo al ver esto, arremetieron con sus críticas hacia el padre: “¡Qué poca vergüenza! ¡El pobre crío caminando y él tan contento sobre el burro!
Con el fin de no recibir tantas críticas, a la semana siguiente, pasaron delante de los vecinos del pueblo, tanto el padre como el hijo montados en el burro. Pero al ver esto, aquellos que estaban sentados en la plaza también los criticaron: “Cómo es posible que tengan tan poca consideración por el animal. Pasó el tiempo, y al tener que pasar otra vez por el pueblo, y buscando la aprobación de la gente, el padre y el hijo entraron caminando, llevando al burro atado con una cuerda. Al ver esto, los vecinos del pueblo no pudieron dejar de exclamar:
“¡Serán estúpidos!, para qué quieren el burro, los dos caminando y el burro moviéndose a sus anchas; ¡qué poco cerebro tienen!”

Quizás te parezca loco pero muchas veces en esa constante búsqueda de aprobación que tenemos, pareciera que andamos por el mundo sin saber quiénes somos.
Qué es lo que buscamos cuando buscamos APROBACIÓN?
Piensa: Qué es lo que buscas tú cuando buscas la aprobación de los demás o la validación de tus pensamientos?
Creo que lo que buscamos es que alguien, con sus palabras, nos llene vacíos internos que tenemos por nuestra falta de autoestima, o nuestra auto valoración.
Cuando buscamos o hacemos importante la aprobación de los otros mas que la propia es como si estuviéramos plantando en nosotros semillas de incertidumbre o inseguridad.

La clave es aumentar el valor personal ante uno mismo,
pero no delante de nadie.

La búsqueda de APROBACIÓN puede ser una droga muy difícil de metabolizar.
Buscar la energía de otras personas para llenar nuestras vidas nos da un éxtasis temporal, pero también puede ser un derrumbamiento a posteriori.
Quién fue el que dijo que si obtenías aprobación externa lograbas la felicidad y, en caso de no obtenerla, tenías que sentirte desgraciado?

Tú eliges hacia dónde y tú decides hasta cuando
porque tu camino es un asunto completamente tuyo.
Jorge Bucay

Sostenemos que la valía de una persona reside en su propia forma de verse a
sí mismo y no en los que le reportan los demás.
Te parece que el otro es un buen referente para decirte en la vida quién eres?
Acaso no eres tú quien mejor se conoce?
Para qué haces mas importante la opinión que el otro tiene de ti o de tu trabajo que la tuya propia?
Seguramente tiene que haber un motivo. Lo has encontrado?
Vamos, enfócate en el auto reconocimiento, la autovaloración y apruébate tú antes de buscar la aprobación de los demás y verás que la vida es mucho más fácil y placentera.

La búsqueda de aprobación se convierte en una zona errónea
cuando es una necesidad, en lugar de un deseo
Wayne Dyer

 

Conversando con un Coach #744 “Basta”

Érase una vez una niña que vivía en un pueblito de Suiza. Su madre la adoraba, pero vivía siempre preocupada de que algo malo le pasara.
Tal era su obsesión por protegerla, que una mañana decidió meterla en una cajita de cristal. Al menos allí la mantendría fuera de cualquier peligro.
A través de un agujerito, le pasaba cada día la comida y el agua para beber. Si hacía buen tiempo, llevaba la caja hasta el jardín. Allí la niña se sentaba a mirar el paisaje, veía volar las mariposas, escuchaba el trino de los pájaros y se quedaba contemplando el bello cielo azul. Si hacía frío o llovía, ponía la caja en el comedor.
La niña sólo miraba, sentadita tras el cristal. No podía correr ni jugar.
Con el paso del tiempo, empezó a debilitarse. Cada día estaba más pálida, ojerosa y triste. Dejó de interesarse por lo que sucedía a su alrededor y ya nada le importaba.
Un día la madre tuvo que ausentarse y la dejó junto a la puerta que daba al jardín. Un grupo de niños jugaban afuera y sin querer tiraron su pelota contra la caja de cristal que se rompió en mil pedazos.
La niña sintió una ráfaga de aire fresco en la cara, aspiró el aroma de las flores y escuchó fascinada el canto de las cigarras, que casi había olvidado. Después, descalza como estaba, empezó a corretear y a tirarse sobre la hierba para sentir su frescor ¡Qué felicidad! El color regresó a sus mejillas y sus ojos recobraron el brillo de antaño mientras jugaba con los niños.
Cuando su madre apareció al principio se asustó, pero al descubrir que su pequeña estaba riendo y saltando tan llena de vida, se acercó, la abrazó con mucho amor, y fue a buscar una escoba para barrer los cristales y olvidarse de la caja, para siempre.

A qué te gustaría decirle basta este año?
Basta de culpas?
Basta de excusas?
Basta de postergaciones?
Basta de sufrimientos sin sentido?
Basta de desconfianza!!

Desde la mirada del coaching ontológico la palabra basta es un acto del habla llamado declaración que nosotros llamamos fundamental porque anuncia el comienzo de un quiebre en la transparencia en que vivimos.
El quiebre vive en la interpretación que hacemos de ese momento en que consideramos que algo cambió para nosotros internamente y, aunque no siempre son bienvenidos por la incomodidad en que nos meten, siempre son la antesala de los cambios. Todos los cambios en nuestra vida han sido precedidos por un basta! Suficiente para mi!! Ya no quiero mas de esto!!

Hay una gran diferencia entre rendirse y
declarar que ya fue suficiente!!

La mayoría de las personas no saben lo que es posible para ellos. Sin darse cuenta se enfocan en sobrevivir en lugar de hacerlo en prosperar. Se comprometen con lo ordinario, con lo de todos los días, sin considerar que podrían hacerlo con lo extraordinario.
Aunque conformarse con “lo suficientemente bueno” nos hace sentir seguros, no lo es. Ya que compromete nuestras oportunidades de crecimiento mental o espiritual, fomenta el estancamiento y nos ayuda a colocarnos en un papel de víctima.

Basta de cosas a medias!!
Quieres o no quieres!!
Te gusta o no te gusta!!
Te quedas o te vas!!
Fin.

Ya es hora de declarar Suficiente! Basta!!!
Y de abrirnos las puertas a un nuevo nivel de conciencia, compromiso y confianza con nosotros mismos.
La mayoría de nosotros pasamos nuestros días haciendo lo mismo que hicimos ayer. Nos movemos por la vida en piloto automático. Nos hemos convertido en criaturas de hábito en lugar de ser creadores conscientes. Ya no nos cuestionamos si lo que estamos haciendo está dirigido a nuestras motivaciones o si nuestras acciones son efectivas y nos ayudan a lograr lo que queremos.
Cuánto tiempo dedicaste la semana pasada a concretar tus sueños!!
Basta!!!! Es hora de sintonizar nuestra antena.

Basta!!!
Gritaron el corazón y el cerebro al mismo tiempo
Por fin estaban de acuerdo.

Identifica una situación en la que sientes que te estás conformando con lo que hay. Una circunstancia en la que te veas jugando a lo seguro y conocido. Donde no veas el compromiso con tu grandeza
Desafíate declarando “¡Ya es suficiente!” Y afronta una nueva manera de aparecer en tu vida en la que te veas más auténtico y poderoso.
Aprende a pensar fuera de la caja!

Basta de mentiras!!!
Basta de hipocresía!!

Hoy, identifica un comportamiento en el que te involucres automáticamente. Te acerca a tus objetivos? Te aleja?
Obsérvate en tu hábitos, esos que haces casi sin pensar, esos que no te cuestionas habitualmente.
Ponte a prueba, haz un cambio … Observa qué sucede!
Dices que sí cuando quieres decir que no? Siempre llegas tarde?
Es hora de llevar tu atención a cada una de tus acciones.

 

Basta de pensar mucho y hacer poco!!
Basta de pensar mucho y sentir poco!!

 

 

 

Conversando con un Coach #743 “Planifica la Excelencia”

Ser Excelente es hacer las cosas, no buscar razones para demostrar que las cosas no se pueden hacer.
Ser Excelente es trazarse un plan y lograr los objetivos deseados a pesar de las circunstancias.
Ser Excelente es levantarse cada vez que se fracasa con un espíritu de aprendizaje y superación.
Ser Excelente es ejercer la libertad y ser responsable de cada una de nuestras elecciones.
Ser Excelente es levantar los ojos de la tierra, elevar el espíritu, soñar con lo imposible y lograrlo.

Me encanta esta época del año porque es un momento en que planifico qué voy a hacer en los próximos meses. Me conecto con mis logros del año pasado y con lo que aún quedó pendiente. También me sirve para reconocer las enseñanzas que me dejaron mis resultados no esperados.
¿Qué entiendo por excelencia?
Considero que la excelencia es hacer las cosas lo mejor posible dentro de las circunstancias que nos toca vivir.
Que es muy diferente a la búsqueda de la perfección. En ella nos enfocamos más en lo que nos falta y como siempre algo nos falta, la perfección, se nos muestra como un espacio inalcanzable. La excelencia se enfoca en lo que hay para mí, en lo que puedo, en lo que tengo, en lo que me es posible.

La excelencia es una búsqueda constante, un hábito.
No una meta.

Cuando abro conversaciones de coaching desafío a la gente que me consulta, a vivir cada momento desde la excelencia, haciendo lo mejor posible de acuerdo con las posibilidades que cada uno tiene. Y la idea es que esto pueda convertirse en un “modus vivendi” donde la excelencia pueda convertirse en un hábito de vida.
¿Cómo sería tu vida si a cada momento pudieras conectarte con lo que puedes o lo que tienes en lugar de pensar en lo que te falta?
¿Qué mundo de conversaciones abres para ti mismo cuando vives buscando la perfección?
¿Qué posibilidad de sentirte exitoso te queda disponible desde esa conversación?

Cuando se comprende que la condición humana
es la imperfección del entendimiento,
ya no resulta vergonzoso equivocarse,
sino persistir en los errores.
GEORGE SOROS

Mi trabajo consiste en co-crear el hábito de tener éxito. Asistiendo a cada una de las personas que me consultan en el logro de sus objetivos y mostrándoles de que manera muchas veces se programan para fallar:

• Proponiéndose metas imposibles
• Haciendo mucho en un área y olvidándose de otras
• Teniendo poca paciencia para esperar los cambios y queriendo los resultados
ya
• Pensando demasiado en lo que vamos a hacer, restándole importancia a la
acción que nos acerca a la meta
• Buscando la perfección en lugar de la excelencia
• Manteniendo desorden en nuestras vidas
• Enfocándonos en lo que no tenemos o en lo que no podemos en lugar de ver
con que está lleno nuestro vaso
• Viviendo nuestros miedos y limitaciones como si fueran ciertos,
olvidándonos de nuestros talentos y de nuestros dones

Permite que suceda, haciendo que suceda.
Comienza ahora mismo!!
David Allen

Cada vez, en cada conversación de coaching que abro conecto a la gente con ese SER GRANDE que vive dentro de ellos, los relaciono con sus talentos, con sus dones. Busco que puedan darse cuenta de todo lo que tienen o lo que hacen sin compararse con los demás, reconociendo cuáles son las cosas que los hace sentir verdaderamente vivos sin pensar demasiado en lo que “deberían” hacer o en lo que los demás están esperando de ellos.

Este sería el desafío que quiero hacerte para este año que recién comenzó:

¿Qué experiencias quieres vivir este año?
¿Cómo las quieres vivir?
¿Tienes ya un plan para convertir tus sueños en realidad?
¿Conoces cuáles son los pequeños pasos que necesitas dar para conseguir esos GRANDES RESULTADOS?
¿Conoces cuáles son tus fortalezas y tus dones?
¿Sabes cómo hacerlos crecer?
¿Qué te puede ayudar a mantenerte enfocado en lo que quieres?

En la búsqueda de tus objetivos
necesitas disciplina para ser perseverante
y coraje para volver a empezar las veces que sea necesario

Yo quiero invitarte a contestar cada una de las preguntas anteriores recordándote que lo mejor de ti aparece cuando decides ir más allá de los límites de tu zona de comodidad. Tu GRANDEZA aparece cuando decides transitar por esos límites. 365 pasos, uno cada día, una y otra vez, hasta que el hábito del éxito y la excelencia se conviertan en tu realidad de todos los días. Para que te acostumbres a ganar y el éxito sea tu realidad.

A mí me gustaría desafiarte a tener un BUEN AÑO
Tú puedes hacer que esto suceda!!

El pasado es una historia.
El futuro es un misterio.
Y este momento es un regalo.
Por eso se llama Presente.
Deepack Chopra

¿Qué te parece si nos preparamos para desenvolverlo juntos?

 

Conversando con un Coach #742 “Por un 2018 con Imaginación”

Walt Disney solía contar la historia de un muchacho que soñaba con marchar en el desfile del circo cuando este venía a la ciudad. Y la próxima vez que lo hizo, aprovechando que estos buscaban un trombonista se presentó para hacer ese trabajo. No había marchado una cuadra cuando lo detuvieron por el ruido espantoso que estaba haciendo y cuando le preguntaron porque no había avisado que no sabía tocar el trombón, él, muy tranquilo, sólo contestó ¿Cómo iba a saberlo si nunca lo había hecho? y sonriendo se alejó, porque de todas maneras el había cumplido su sueño.

Edward Bulwer decía que en el léxico de los niños no existe la palabra fallar y a mí me gustaría desafiarte a desterrar esta palabra el próximo año y cambiarla por espacio de aprendizaje. Para que cuando no te animes a hacer algo pensando en el sentido común, te des cuenta que detrás de este, vive el miedo a fallar y si podemos vivir los errores como áreas de oportunidad para aprender, nos animaremos a hacer cosas que nunca antes hemos hecho y, a partir de esto, crearemos la posibilidad de vivir experiencias que nunca antes hemos vivido.

Primero: Sueña
Segundo: Imagina en quien tienes que convertirte para concretar ese sueño
Tercero: Ponte en acción

La imaginación no es otra cosa que darle a nuestra mente la libertad de soñar con cualquier cosa. Todo es posible si nos permitimos pensar sin reglas, sin límites y con toda nuestra creatividad.
Los otros días mientras daba una conferencia, una persona me preguntó si se podía aprender a ser creativo o era un don de nacimiento y lo que le conteste es que desde mi punto de vista la creatividad es un hábito y una actitud. Cada nuevo proyecto que tenemos viene acompañado por una serie de obstáculos que nos desafían a pensar e imaginar formas nuevas y diferentes y hasta a veces imposibles, de hacer las cosas.
La imaginación significa permitirse transitar por caminos desconocidos aun sintiendo miedo. Muchas personas no se permiten desarrollar sus habilidades creativas por miedo a fallar, por sentirse inferiores, por no poder, por temer la mirada de los demás o lo que es peor de todo, por creer que no son creativos.

El único activo de la fábrica Microsoft
es la imaginación humana.
Bill Gates

Nunca sabemos de lo que somos capaces hasta que no empezamos por soñarlo y lo convertimos en realidad. Por eso me gustaría invitarte a que este año te des la oportunidad
¿Como?
Soñando sueños que todavía no te has animado a soñar
Probando caminos nuevos
Dibujando sobre páginas blancas
Haciendo lo que hace falta hacer, aunque sientas miedo
Retándote a ir mas allá de tus posibilidades
Dejándote atraer por lo desconocido
Despreocupándote por lo que el otro vaya a pensar
Animándote a dar vuelta la página, las veces que sea necesario
Dejando que salga tu niño interno
Dándole la bienvenida a tu mago interior
Apostando a ti mismo y a todas tus cualidades y dones
Imaginándote el mundo que quieras
Convirtiéndolo en realidad con toda tu imaginación

Si uno se deja llevar hacia sus sueños,
y pone empeño en vivir la vida que se ha imaginado,
no tardará mucho en conocer las mieles del éxito inesperado.
HENRY DAVID THOREAU

Todos nacemos con el don de la creatividad y probablemente lo utilizamos durante un tiempo hasta que comenzamos a crecer.
¿Sabes cuando comenzamos a crecer? Lo hacemos cuando consideramos más importante lo que piensan los demás de nuestra obra, que la opinión que tenemos nosotros mismos sobre ella y, de la misma forma que guardamos los juguetes en una caja porque ya crecimos dejamos de utilizar el don hasta que no nos acordamos más que lo tenemos y se empieza a atrofiar por falta de uso.
La buena noticia es que no lo perdimos, solo esta guardado.

Lo importante es mirar la vida
con optimismo y con ojos de niños,
Tratando de no perder
esa capacidad de soñar.
Los que dejan de soñar envejecen.

Me gustaría invitarte a interpretar el año próximo, como esa hoja en blanco que cada semana enfrento antes de ponerme a escribir esta newsletter.
Y empiezo a escribir con cautela y cuando la termino solo puedo ver la obra terminada que se convierte en un mundo de posibilidades impensadas para mí, cuando del otro lado alguien la lee y hace algo que no hubiera soñado hacer antes de su lectura.
Y aparece la magia que solo pudo aparecer porque una parte de mí se animó a soñar.

Todo,
empieza alguna vez.
Marty Sklar
Creativo Ejecutivo Principal de la
Ingeniería Imaginaria de la
Walt Disney Productions

¿Qué te gustaría “crear” para tu vida?
¿A qué le quieres decir no, el próximo año?
¿Qué experiencias te gustaría vivir?
¿Qué planes tienes postergados?
¿Qué proyectos no has terminado aún?
¿Has tomado contacto con el sentido de tu vida y para que haces lo que haces?
¿Te gustaría reconocerte más? ¿O divertirte más? o Disfrutar más del presente?
¿Cómo sería tu vida si le pusieras más imaginación?

La imaginación es más importante
que el conocimiento
Albert Einstein

¿Cómo aumentar la imaginación?
Cuestionar todo
Nunca decir nunca
Creer que las posibilidades son infinitas
Ejercitar la mente
Correr riesgos
Tomarse vacaciones
Ser curiosos
Esperar lo inimaginable
Observar las cosas desde otro ángulo
Preguntarse ¿y si esto no fuera así?
Pensar que las cosas no son como parecen
Ver a la naturaleza para inspirarse
Mirar la vida con ojos de niño