#491 Punto Final

Dicen que cuando se acerca el fin de año, los ángeles curiosos se acercan al borde de las nubes a escuchar los pedidos que llegan desde la tierra.
Qué hay de nuevo pregunta uno de ellos?
Lo de siempre contesta otro: Salud, paz, dinero, amor y  felicidad…
Hace siglos escucho lo mismo y aunque el tiempo pasa los humanos  aun no se han dado cuenta que eso no les va a llover del cielo como un regalo.
¿Te parece que podríamos ayudarlos de alguna manera?
¿Te animarías a bajar y susurrarles al oído lo que deberían decir?
Y uno de los ángeles bajó y al poco tiempo escucharon la palabra de un hombre que decía:
Gracias por la salud que tengo y cuido cada día, gracias por el microclima de paz que construí en mi casa, gracias por el trabajo que tengo y el dinero que he sabido ganar con él, gracias por todas las personas que me aman y reciben mi cariño y gracias por la felicidad que he sabido conquistar.

Si bien no en todas las culturas no se festeja el final del año gregoriano como el final del año ( los chinos tienen otra fecha , también los judíos y como ellos varios). Lo que es innegable es que cambia el numero del año en que vivimos  y esto realmente es una marca en el tiempo que muestra el final de un año y el inicio del otro. Y que aunque no lo celebremos o festejemos, cambia igual.
Estamos en los momentos finales del 2011, pasaron 365 días y creo que es un buen momento para pensar y reconocer que fue lo que hicimos con ellos.

Si la vida te da mil razones para llorar, demuestra que tienes mil y una para soñar. Haz de tu vida un sueño
y de tu sueño una realidad.

¿Cómo usaste estos 365 días?
¿Qué fue lo que hiciste importante?
¿Cuáles fueron tus logros?
¿Cuáles tus errores?
¿Qué aprendizajes te dejaron?
¿Con qué cosas pudiste?
¿Con qué no?
¿Qué talentos usaste?
¿Cuáles aun puedes desarrollar?
¿Caminaste por el camino que habías programado?
¿Dónde te perdiste?
¿Cumpliste las promesas que te hiciste al principio del 2011?
¿Si no fue así, cuáles fueron tus excusas y cómo podrías desarticularlas para este año nuevo que comienza.

Hoy he ingresado 365 días de buena suerte,
alegría y felicidad en tu cuenta número 2012. Adminístralo bien.

Considero que este es un buen momento para pensar en lo que estamos haciendo con nuestra vida.
Ya que la misma pasa y no podemos volver atrás.
No vamos a vivir para siempre.
Cuando éramos niños el tiempo transcurría muy lentamente , pero ahora que hemos crecido pasa volando.
Considero que lo único que podemos hacer es tener en cuenta cada momento de cada día, de cada mes, de cada año y vivirlo intensamente, haciendo lo máximo que podamos, viviendo nuestros sueños, animándonos a ir por mas, amándonos y amando  como si fuera el único momento de nuestras vidas.

Hay 2 días al año
sobre los que no puedes hacer nada:
AYER Y MAÑANA:
solamente hoy podrás perdonar, sonreír, soñar, amar, sentir…
Feliz 2012

Se termina el año.
Y pienso que es un buen momento para terminar otras cosas también.
Terminar con las críticas.
Terminar con los pensamientos negativos.
Terminar  con las excusas.
Terminar con la postergación.
Terminar con los rencores y el resentimiento.
Terminar con la desconfianza.
Punto final. Se termina el año. Usemos estos segundos que nos quedan para pensar, usémoslos para cambiar y para volver al camino si lo hemos perdido.

Además de la prosperidad, salud y amor… les deseo:
Que tengan un año fácil, un año con fiestas y celebraciones.
Les deseo tranquilidad y noches bien dormidas.
Diarios con buenas noticias y proyectos de paz.
Les deseo cafecitos conversados, libros bien leídos y trabajos bien hechos.
Que sus idas a la farmacia sean por cosméticos y  que las del súper sean por chocolates y no por dietas…
Quiero que sean respetados, queridos y  adorados.
Que tengan un año con vacaciones, paseos y escapadas.
Les deseo risas y carcajadas, de esas que hacen llorar…
Les deseo miel en su mesa y miel en sus decisiones.
Les deseo mucha, mucha suerte y que Dios los acompañe siempre.

#489 Stop

Hace mucho tiempo en la feria de una villa lejana el sabio Baal Shem Tov vio a  un hombre corriendo de un lado a otro. Corría y corría sin parar.
Poniéndose frente a él, le preguntó:
¿Para qué corres tanto?
Y el hombre le contestó: para conseguir mi sustento!
¿Y tienes mucho sustento?
¿Funciona que corras tanto?
No, de ninguna manera, por eso corro y corro.
Entonces el Baal Shem Tov le dijo:
Quizás tu sustento no esté frente a tí.
¿Por qué no buscas ir mas despacio o quedarte quieto en un lugar?
Quizás el sustento te alcance a ti…

Estamos en una época especial. En casi todos los hogares nos estamos preparando para las fiestas
Navidad o Januka, fiestas al fin. Se nos acerca el fin de un año o el fin de un ciclo al menos.
Y me parece que este es un buen momento para preguntarnos:
¿Para qué corremos tanto?
¿Qué persigues cuando corres?
¿Qué pensamos que pasaría si dejáramos de correr e hiciéramos las cosas mas despacio?
¿Creemos que corriendo hacemos más?
Pero yo te pregunto: ¿Hacemos mejor?
Hay veces que las cosas tienen un proceso o llevan un tiempo y no porque nosotros intentemos acelerarlas sucederán antes.

Qué sentido tiene correr
cuando ni siquiera sabemos
si estamos en la carretera equivocada.

¿Qué perdemos cuando corremos?

Quizás no nos damos cuenta pero considero que nos perdemos la vida.
Si, la vida, que es lo que pasa a nuestro alrededor mientras corremos.
Nos perdemos el disfrute y también, muchas veces, nos perdemos oportunidades que están ahí, cerca nuestro, pero no podemos verlas porque estamos corriendo.
Dejamos de ver señales, dejamos de escuchar….
Estamos muy apurados por llegar a algún lugar como si llegar fuera lo importante en lugar del camino.
Considero que también al correr perdemos contacto con nosotros mismos.

Deja de correr
que hasta los sueños se cansan.

Mi propuesta, querido lector es inspirarte a pensar qué pasaría en tu vida si fueras mas despacio?
¿Si disfrutaras más?
¿Si pensaras en el significado de las señales que el Universo te muestra?
¿Si hicieras mas importante el camino que el destino?
¿Si te cuidaras mas?
¿Has visto como han aumentado las estadísticas de las enfermedades a causa del estrés?

 A veces es bueno detenerse
Quizás para saber quién lo persigue a uno.

Es un momento del año en que nos estamos  preparando para celebrar la vida y hacer planes para el futuro
¿Qué es lo que queremos para el próximo año y qué es lo que no queremos mas?
¿Tienes ganas de seguir corriendo?
¿Te funciona correr?
Parafraseando al Baal Shem Tov:
¿Por qué no buscas ir mas despacio o quedarte quieto en un lugar?
Quizás lo que buscas te alcance a ti…

No por mucho madrugar
amanece mas temprano.

Quien mucho abarca, poco aprieta
A su tiempo maduran las brevas.

Mucho ruido y pocas nueces.

Más vale maña que fuerza.

#488 Supuestos

Una mujer y un hombre con vestimentas baratas se presentaron en la oficina del director de la Universidad de Harvard.
‘Desearíamos ver al presidente’ -dijo suavemente el hombre.
-‘El está ocupado‘, contestó la secretaria.
-‘Esperaremos‘, replicó la mujer.
Por horas la secretaria los ignoró, esperando que la pareja finalmente se desanimara y se fuera. Ellos no lo hicieron y finalmente el director los recibió.
La mujer le dijo “Tuvimos un hijo que estudió en Harvard un año. Él amaba esta universidad. Fue muy feliz aquí.” Pero hace unos meses murió en un accidente. Mi esposo y yo deseamos construir algo, en alguna parte del campus en su memoria.
El director  contestó ásperamente, ‘no podemos poner una estatua por cada persona que asista a Harvard y fallezca. Si lo hiciéramos, este lugar parecería un cementerio.’
-‘Oh no’, explicó la mujer rápidamente. -‘No deseamos eso. Nos gustaría donar un edificio a la Universidad’
El presidente entornó sus ojos. Echó una mirada a la vestimenta de la pareja , y exclamó: -¡¡’Un edificio!! ¿Tienen una remota idea de cuánto cuesta construir uno? Hemos gastado más de siete millones y medio de dólares para construir el último!’
Por un momento la mujer quedó en silencio.
El director pensó que tal vez podría deshacerse de ellos ahora.
La mujer se volvió a su esposo y le dijo suavemente: -‘¿tan poco cuesta construir una universidad? ¿Por qué no iniciamos la nuestra?’ Su esposo asintió.
El  director parecía confundido.
El Sr. Leland Stanford y su esposa se pararon agradecieron y se fueron.
La universidad ‘Leland Stanford Junior’ fue inaugurada en 1891, en Palo Alto y esa fue la manera que esta familia de terratenientes eligió para honrar la memoria de su hijo’.
Hoy la Universidad de Stanford es la número uno del mundo superando a Harvard.

Desde la mirada del Coaching llamamos conversación previa a esa charla que tenemos con nosotros mismos a partir de lo que vemos o escuchamos, sin chequear.
Y esta conversación previa que “nos toma” suele ser la causante de muchos errores en nuestras decisiones. A partir de ella sacamos conclusiones, hacemos inferencias y entramos en supuestos que nos pueden costar muy caros como lo muestra la situación de esta historia  real…

Los viejos lo creen todo,
los de mediana edad lo suponen todo,
los jóvenes lo saben todo.
Oscar Wilde

¿Podemos evitar entrar en este tipo de conversaciones con nosotros mismos?
Considero que es difícil, pero pienso que si estamos muy atentos lo que podemos es no permanecer en ella por mucho tiempo y darle la oportunidad  a la persona o a la situación que tenemos en frente de que nos muestre como es en la realidad, mas allá de como es en nuestros pensamientos.
Es muy fácil suponer pero sabemos toda la historia? Buscamos hechos que funden este supuesto?
O nos dejamos llevar sólo por nuestros juicios internos?

La vida es el arte de sacar
conclusiones suficientes
a partir de datos insuficientes.
Samuel Butler

El problema de las historias que nos contamos a nosotros mismos es que las vivimos como si fueran ciertas y luego las defendemos porque queremos tener razón.
¿Pero cuál es el precio que pagamos por eso?
¿Cuántas veces nos equivocamos?
¿Cuántas veces creemos que las cosas son de una manera para luego darnos cuenta que son de otra?

Estoy conciente que no debo suponer nada, sino preguntar;
el problema es que me cuesta hablar.

¿Cuál fue el error mas importante que cometiste en tu vida a partir de suponer algo sin chequearlo?
¿Cuál es el aprendizaje que te dejó?
¿Cuáles son las consecuencias que tiens por anticiparte?
¿Te permitió hacer algo diferente en lo sucesivo?
¿En qué áreas de tu vida entras en supuestos en automático mas fácilmente?
¿Tienes idea qué te lleva a hacerlo?
¿En qué áreas no es tan común que entres en supuestos?
¿Qué es lo que diferencia una de otra?
¿Con qué tiene que ver?

Es la enfermedad de no escuchar,
el mal de no prestar atención,
lo que más me aflige.
William Shakespeare.

#487 Resiliencia

Un hijo se quejaba con su madre de su vida y de cómo todo le resultaban tan difícil. Ella lo llevó a la cocina; allí llenó tres ollas con agua y las colocó sobre el fuego. En una colocó zanahorias; en otra, huevos; en la tercera, puso granos de café. Las dejó hervir sin decir palabra.
A los veinte minutos apagó el fuego. Sacó todo del fuego. Mirando a su hijo le dijo: ¿Qué ves?. Zanahorias, huevos y café, fue su respuesta.¿qué significa esto madre? Es química, le explicó: los tres elementos se han enfrentado a la misma adversidad: agua hirviendo, pero han reaccionado de forma diferente en función de sus características.
La zanahoria llegó al agua fuerte y dura; pero, después de pasar por el agua hirviendo, se ha puesto débil, fácil de deshacer. El huevo ha llegado al agua frágil, su cáscara protegía un líquido interior; pero, después de estar en el agua hirviendo, su interior se ha endurecido. Los granos de café, sin embargo, son únicos: después de estar en el agua hirviendo, ha sido capaces de cambiar el agua y sus propiedades.
¿Cuál eres tú, hijo cuando la adversidad llama a tu puerta, ¿cómo vas a responder?

¿Cuántas veces escuché este cuento y la hermosa moraleja que nos deja respecto de la importancia de ser reciliente en la vida?

Sin embargo hoy traigo una mirada diferente.
¿Siempre hay que aguantar, tolerar, ceder y sostener las relaciones?
¿Hasta cuando?

¿Cuál es el momento para decir basta?

¿Qué nos tiene que pasar para darnos cuenta que no tenemos las propiedades del  café y que no podemos cambiar a nadie?

Quienes esperan cosechar
las bondades de la libertad,
deben soportar la fatiga de defenderla.
Thomas Paine

Nos enseñaron en nombre del amor a aguantar, tragar saliva, contar hasta diez, soportar, resistir, tolerar, llorar en silencio, sufrir, sobrellevar, callar, armarse de paciencia, hacernos el distraído,  disimular o conformarnos mientras luchamos por cambiar el otro. Nos enseñaron que nosotros somos poderosos y que nuestro amor puede cambiar al mas duro.¿Es así como funcionan las cosas?

Desde mi experiencia perdemos muchos años y mucha energía en relaciones que sabemos desde el principio que no funcionarán.
¿Entonces para que ser resiliente?
¿Para que mantener una relación que tiene la sentencia de su muerte anunciada?
En nombre del amor soportamos la pérdida de nuestra propia identidad y nuestros gustos, aburrimiento, críticas, sometimiento, manipulación, que nos hagan sentir culpables, desvalorizaciones, que a veces nos humillen delante de los demás, nos griten, etc..

¿Hasta cuando hay que aguantar?
¿Cuál es el mejor momento para decir basta?

Libertad significa responsabilidad

¿Qué nos impide darnos cuenta que no va a funcionar?
¿Qué nos impide ver lo que no es, como necesitamos?
¿Para qué miramos para otro lado?
¿Para qué negamos que las cosas no están bien?
¿Cuál es el beneficio secundario?
¿La comodidad?
¿Tenemos idea del precio que pagamos para “sentirnos cómodos” un tiempo y después darnos cuenta que nos equivocamos?
Quizás porque me tocó trabajar últimamente con personas que sostuvieron relaciones y perdieron sus mejores años tratando de hacerlas funcionar, cuando nada avizorara que esto fuera posible, es que escribo esto hoy.
Quiero más una libertad peligrosa
que una servidumbre tranquila.
Mariano Moreno

Estoy a favor de la familia y de mantener relaciones duraderas pero hace tiempo que me di cuenta que no soy café y que no tengo el poder de cambiar a nadie, que no quiera cambiar.
Por lo tanto estoy atenta, observo señales y pienso si puedo aceptar las diferencias del otro, si puedo convivir con ellas sin pasar factura mas tarde.
Reconozco el precio que pago y me pregunto si estoy dispuesta a seguir pagándolo.
Estoy en contacto con mis emociones y con lo que me pasa y con lo que no me pasa con el otro y me pregunto si estoy bien con eso y si no lo estoy tomo acción y busco alternativas.

¿Sabes como se cocinan las ranitas?
Si las pones en agua hirviendo saltan enseguida.
En cambio si las pones en agua fría y las vas calentando despacito
se cocinan sin darse cuenta.

Los seres humanos no somos ranitas y después de estar cocinados mucho tiempo nos damos cuenta
y podemos saltar y salir del agua,
pero muchas veces ya es tarde.

¿Para qué te preocupas por estar incómodo o solo?
¿Qué te lleva a hacer importante al otro y no buscar tu felicidad?
¿Quién te enseñó que hay que aguantar a costa de tu propio sometimiento?
¿Estás seguro que prefieres buscar un culpable por no ser feliz que no hacerte cargo tu mismo?
¿Quién mas que tú es responsable por ella?
¿Quién mas que tú puede buscarla y defenderla?

Desde este pequeño lugar que tengo en tu mundo te invito a observar tus relaciones y tu capacidad de ser feliz en ellas y te inspiro a decir basta cuando tengas que decir basta, de no sostener una relación que ya no funciona ni puede funcionar y de elegirte a cada momento que sientas que no estás al total de tus posibilidades “en nombre del amor”.

Las telenovelas nos muestran
al amor relacionado con el sufrimiento
Y nosotros creemos que es así .
No nos damos cuenta
que así no funciona en la vida real.

Yo creo que el amor es alegría
y es compartir felicidad.
Que amar al otro es disfrutar con el otro
y ayudarle a que salga su mejor parte.

Por lo menos este es el amor
que yo descubrí que existe,
cuando aprendí a decir basta a no ser yo.

Esta newsletter está inspirada en todas las personas a las que pude facilitar “su decir basta” y dedicada a todas aquellas que aun no han podido.pero quisieran.

#480 La Ley de Atracción

Una mujer salía de su casa y vio a tres ancianos sentados al frente de su casa. No los reconoció y dijo:
“No creo conocerlos, pero deben tener hambre. Por favor pasen y acepten alguna cosa para comer. ”
“¿Se encuentra el hombre de la casa dentro? “, preguntaron.
“No”, dijo ella, “El salio”.
“Entonces no podemos pasar”, contestaron.
En la tarde cuando su esposo llega a casa, le dijo lo que había pasado.
“Ve a decirles que estoy en casa e invítalos a pasar”. La mujer salió e invitó a los hombres a que pasaran.
“No pasamos a una casa todos juntos”, respondieron.
“¿Por que? “, dijo ella.
Uno de los ancianos le explicó:
“Su nombre es Riqueza”, apuntando a uno de sus amigos, y apuntando al otro dijo, “el es Éxito, y yo soy Amor”. Después agrego: “Ahora ve y comenta con tu esposo a cual de nosotros deseas en tu casa. ”
La mujer entra y le cuenta a su esposo lo que le habían dicho. “¡Que bueno! “, dijo. “¡Dado que este es el caso, invitemos a Riqueza, dejemos que venga y llene nuestra casa de riqueza!.”
Su esposa no estuvo de acuerdo: “¿Querido mío, porque no invitamos a Éxito?
La hija estaba escuchando desde el lado opuesto de la casa. Saltó con su propia sugerencia: “¿No será mejor invitar a Amor? ¡Nuestra casa estará entonces llena de amor!. ”
Hagamos caso del consejo de nuestra hija, dijo el esposo a su esposa.”Sal e invita a Amor a ser nuestro huésped. ”
La mujer salió y les preguntó a los tres ancianos:
“¿Cual de Ustedes es Amor?. Por favor pase y sea nuestro huésped. “Amor se puso de pie y empezó a caminar hacia la casa. Los otros dos también se pusieron de pie y lo siguieron.
Sorprendida la señora, les preguntó a Riqueza y a Éxito: “Solamente invite a Amor. ¿Porque están pasando ustedes? “.
Los ancianos respondieron: “Si Usted hubiera invitado a Riqueza o a Éxito, los otros dos nos hubiéramos quedado afuera, pero como usted invito a Amor, donde quiera que él va, nosotros lo acompañamos.  Donde quiera que haya amor, también hay riqueza y éxito!! “

Hace ya cinco años que damos el entrenamiento del Secreto y cada vez ocurre lo mismo

Sólo invitamos a AMOR sin embargo para todos también entran  ÉXITO y RIQUEZA. Terminamos el entrenamiento embriagados de una profunda sensación de gratitud. Gratitud al Universo por darme esta posibilidad de impactar en tanta gente compartiendo El Secreto para que el amor, el éxito y la riqueza envuelvan sus vidas.

¿A qué secreto me refiero? Al funcionamiento de La Ley de  Atracción.

Para entenderla, lo mas sencillo es vernos a nosotros mismos como  un imán y sabemos que un imán atrae cosas.
¿Qué parte de nosotros nos convierte en un imán y atrae?
Sostenemos que son nuestros pensamientos, la conversación interna, esa autocharla que tenemos con nosotros mismos y que no para jamás.
Por lo tanto necesitamos prestar mucha a tención a nuestros pensamientos, porque en este mismo momento todo lo que llega a tu vida (ya sea bueno o malo), tu mismo lo estás atrayendo por el poder de esta ley.

Todo es  atraído a ti en virtud de las imágenes que tienes en tu mente. Aquello en lo que estás pensando o poniendo atención… cualquier cosa que esté sucediendo en tu mente, tu estás atrayéndola. Ya sea positiva….. ¡O negativa!

Atraes hacia tí todo aquello que temes,
así como todo aquello que reconoces y agradeces.
Atraes hacia ti todo aquello
en lo que enfocas tu atención.
Cuando te quejas o cuando disfrutas
eso es lo que atraes.

Sólo tu puedes cambiar tu vida. Eligiendo a cada momento qué pensamientos dejarás entrar y cancelando todos aquellos que pasan por tu mente y no sirven a tus propósitos.
¿Para qué enfocarte en tu pasado, en lo que no pudo ser o en lo que fue? ¿Crees que de esa manera lo sanas? Nosotros creemos que creas mas pasado y ese estado de ánimo del que intentas escapar, es aquel en el que permaneces.

Atraes todo lo que sucede en tu vida,
porque aunque no te des cuenta
tus pensamientos están creando realidad
en forma permanente.

Escribe tus metas, busca imágenes que las representen y dedica cada día unos minutos a mirarlas y visualizarlas, a ponerles energía, a imaginarte como te sentirías si ya las hubieras logrado, con quiénes las compartirías. Como está demostrado que el cerebro no tiene la capacidad de discernir entre la realidad y un sueño, agradece por ellas como si ya las hubieras logrado.
Cuando te sientes bien, atraes cosas positivas: felicidad alegría, optimismo, amor. Empieza a haber sincronía en tu vida y atraes lo que necesitas
Cuando te enojas o te quejas por lo que no es a tu manera, cuando transitas mal humor o sientes envidia o miedo o no le encuentras sentido a tu vida, lo cual te hace transitar la depresión y la apatía, entonces te sientes mal y eso hace que atraigas cosas negativas.

Transitar la felicidad
es el atajo para llegar mas rápido
a donde quieras.

#486 No tengo Tiempo

Date tiempo para TRABAJAR;
es el precio del Éxito.

Date tiempo para DESCANSAR
es la posibilidad de tu renovación personal

Date tiempo para PENSAR;
es el origen del Poder.

Date tiempo para AMAR y SER AMADO;
es el privilegio de los Dioses.

Date tiempo para JUGAR;
es el secreto de la eterna juventud.

Date tiempo para LEER;
es el fundamento de la sabiduría.

Date tiempo para SOÑAR;
es para elevarte sobre lo posible.

Date tiempo para conocer AMIGOS;
es el camino de la felicidad.

Date tiempo para
MIRAR A TU ALREDEDOR;
el día es muy corto para ser egoísta.

Date tiempo para REÍR;
es la música del alma.

¿Pensaste cuántas veces a lo largo de un día escuchas las frase ” No tengo tiempo” como explicación que los demás dan para no hacer algo?
¿Pensaste cuántas veces te dices a ti mismo esa excusa?
¿Qué nos pasa últimamente que no tenemos tiempo?
¿Acaso crees que tenemos menos tiempo?
¿O será quizás que tenemos mas cosas que hacer?
¿Y qué es lo que podemos hacer cuando tenemos muchas cosas que hacer?
Sostengo que organizarnos mejor. Sin embargo juzgo que muy pocos se detienen a organizarse, sino que continúan corriendo cada vez mas rápido para llegar con tantas cosas que tienen pendientes.
Algunas personas piensan que el tiempo ocupado en organizarse es una pérdida de tiempo y no se dan cuenta lo poco efectivos  que son con el uso del único tiempo que tienen.

La noción del tiempo es una conversación interna:
Si disfrutas de algo, el tiempo pasa volando.
Si estás sufriendo, el tiempo no pasa mas…

¿Has observado cuántas cosas innecesarias hacemos que no tiene sentido hacerlas?
¿Te has detenido a pensar cuántas cosas haces que otro podría hacer por vos? Quizás no tan bien pero que te alivianaría la carga.
¿Cuánto tiempo perdemos buscando cosas en nuestro desorden externo?
¿Observaste la tendencia que tenemos en salir corriendo a la acción si haber analizado o planificado lo que vamos a hacer?
¿O sin saber qué es lo importante que tiene que ser hecho primero?
¿Sabemos cuál es la actividad que de ser hecha nos daría los mejores resultados?
¿Y cuánto tiempo perdido detrás de juntas y reuniones desorganizadas?

Si dispusiera de ocho horas
para cortar un árbol
emplearía seis en afilar el hacha.
Abraham Lincoln

Como ves hay un mundo para trabajar en la organización y administración del tiempo. Mundo que tendrá como resultado que seas mas efectivo, trabajes menos y tengas una mejor calidad de vida.
Para la falta de tiempo sostengo que la respuesta no es correr mas, ni dejar de dormir, ni dejar de comer, ni dejar de dedicarle tiempo a la familia. Considero que lo mas importante es ordenar, organizarse y planificar, mientras aprendemos a priorizar lo importante sobre lo urgente.

El tiempo es nuestro  mejor maestro:
cuando lo aprovechamos tenemos resultados
Cuando no lo aprovechamos
tenemos espacios de aprendizaje.

Observo personas que hoy le dan mas importancia a leer los mails que bajan de su blackberry que a la conversación que tienen con la persona que tienen en frente.
Conozco personas que han tenido accidentes que los han postrado por semanas por leer un texto que llega a su celular.
Se de gente que llega a su casa y en lugar de estar con su familia contesta mails en su ordenador o hace llamadas telefónicas sin importancia.
Pienso que darnos tiempo es la mejor expresión de amor.
Amor por mi mismo cuando lo administro bien.
Amor por los demás cuando lo comparto.

Setenta balcones hay en esta casa,
setenta balcones y ninguna flor.
¿A sus habitantes, Señor,
qué les pasa?
¿Odian el perfume, odian el color?

#485 Esclavo

Se dice que hace muchos años el Virrey de Nápoles hizo una visita a Barcelona. En el puerto había un barco de remos con prisioneros condenados a remar, castigo usual para la época. El Virrey se acercó a ellos y les preguntó por qué estaban en esa situación.
El primer hombre dijo que un juez aceptó soborno de sus enemigos y lo condenó injustamente. El segundo dijo que había sido traicionado por su mejor amigo.
Finalmente un hombre  dijo: “mi Señor, yo estoy aquí porque lo merezco… Necesitaba dinero para comprar comida y le robé a una persona…
El Virrey quedó absolutamente anonadado y dirigiéndose al capitán dijo: “aquí tenemos a todos estos hombres inocentes que están aquí  injustamente, y este hombre malvado en medio de todos ellos… Que lo liberen inmediatamente, temo que pueda infectar a los demás”…
De esta manera el hombre que se confesó culpable fue liberado, mientras aquellos llenos de explicaciones volvieron a los remos.

¿Tú, de qué eres esclavo?
¿De las heridas que recibiste cuando eras pequeño?
¿De los traumas de tu  infancia?
¿De una relación que no te satisface?
¿ De un trabajo que no disfrutas?
¿De la rutina de tu vida?
o ¿De lo que alguien decidió que fueras?
Cada día tenemos la posibilidad de empezar otra vez.
La responsabilidad es toda tuya.
Tu felicidad no puede depender de tus padres, de tu pareja, de tus amigos o de tu pasado. Sólo depende solo de ti.

La esclavitud no es una circunstancia
que nos toca vivir.
Es una elección
que hacemos a cada momento.

¿Para qué eliges vivir esclavizado?
Nadie lleva un registro de tus faltas, solo tú mismo. Ese juez que te reprocha, ese verdugo que te castiga, ese mal amigo que te critica, ¡eres tú mismo!
¿Para qué eliges vivir esclavizado?
¿Cuál es el beneficio secundario  que tienes en ese lugar?
¿Sentirte una víctima?
¿Acaso no te das cuenta de que de la única persona que eres víctima, es de ti mismo?
Considero que la vida es tan corta que no tenemos tiempo para perder con rencores y resentimientos.

Prefiero morir de pie, que vivir de rodillas.

¿Qué estás esperando para empezar a disfrutar de tu vida?
¿Que se arreglen todos tus problemas?
¿Que no recuerdes mas traumas?
¿Que por fin alguien reconozca tu valía?
¿Que llegue el amor de tu vida?
¿Que regrese el que se fue?
¿Que todo te salga como tú quieres?
¿Que se acabe la crisis económica?
¿Que suceda un milagro?
¿Que por arte de magia todo sea hermoso y perfecto?

¡Despierta!,  ¡Despierta ya!,   ¡Esta es la vida!
Es una mentira
que la esclavitud ha sido abolida.

La vida no es lo que sucederá cuando todos tus planes se cumplan, ni lo que pasará cuado tengas eso que tanto deseas. La vida es lo que está pasando en este preciso instante. Tú vida en este momento es leer este párrafo, donde quiera que lo estés haciendo y con las circunstancias que te rodean ahora.
¿Quién soy yo para decirte todo esto?
Te contestaré que soy un ser humano entre miles de millones, pero uno que ha decidido ser libre y recuperar el poder de su vida …
Y que quiere inspirarte a que vos, hagas lo mismo.

No volaré
Pero mira como camino.

Inspirado en el libro “El Esclavo” de  Francisco J. Ángel Real

#484 El Ultimo Miedo

Temía estar solo hasta que aprendí a quererme a mi mismo.
Temía fracasar hasta que me di cuenta que también fracaso cuando no lo intento.
Temía lo que la gente opinara de mi hasta que me di cuenta que de todos modos opinarían.
Temía que me rechazaran hasta que entendí que primero necesitaba yo, aceptarme a mi mismo.
Temía sufrir hasta que me di cuenta que el mismo era necesario para crecer y evolucionar.
Temía hacer frente a la verdad hasta que me di cuenta el precio que pagaba al negarla.
Temía la muerte hasta que aprendí que no es el final, sino mas bien un principio.
Temía que me envidien hasta que me di cuenta que no es otra cosa que ignorancia.
Temía hacer el ridículo hasta que aprendí a reírme de mi mismo.
Temía a la vejez hasta que comprendí que venía acompañada por sabiduría.
Temía al pasado hasta que me di cuenta que ya pasó y y ahora solo quedan mis recuerdos y mis pensamientos  que puedo elegir no convocarlos más.
Temía a la oscuridad hasta que me di cuenta que solo en ella podía ver brillar las estrellas.
Temía al cambio hasta que vi que aun la mariposa mas bella necesita pasar por una metamorfosis antes de volar.

La Conferencia de la Interrnational Coach Federation se hizo este año en Las Vegas y no quise perder la oportunidad de ver el show que Le Cirque du Soleil tenía montado como tributo a la vida de Elvis Presley, dado que desde chica fui su fan. Y mientras lo hacía no pude menos que pensar en su vida y preguntarme qué fue lo que a una persona con tantos talentos y recursos de todo tipo, no le permitió trascender los impedimentos que finalmente terminaron costándole la vida.
Y como él aparecieron otras personas en mi pensamiento con dones impresionantes que no supieron encontrar la manera de dejar de sabotearse a si mismos.

No hay nada peor en la vida
que perderla
por miedo a vivirla.

¿Qué fue lo que lo llevó a la droga?
¿Qué, lo que le impidió ganarle?
¿Qué parte de él le faltó desarrollar?
¿Cuál fue esa barrera u obstáculo que encontró en su camino y que lo frenó para siempre?
¿Cuál fue ese miedo maestro que no pudo desarticular?
¿Habrá peleado para trascenderlo y habrá perdido o simplemente nunca lo conoció?

La mejor manera de vencer el miedo
es enfrentándolo,
sabiendo que siempre te va a acompañar
y haciéndolo tu amigo.

Y fue ahí donde apareció para mi el concepto del último miedo como ese miedo maestro que no nos deja mantener el éxito.
Como si estuviéramos predestinados a ser mediocres o fracasar.
Algunos lo llaman miedo al éxito pero yo pienso que el mismo no nos está negado , lo que nos cuesta es mantenerlo en el tiempo y considerarnos merecedores.
¿Será que sabotearse a uno mismo es algo que hacemos todos?
¿Será que cuando tenemos éxito en un área, de alguna manera buscamos tener problemas en otra?
¿Qué es lo que no nos permite sostener el éxito en todas las áreas a la vez?

A lo único que me permito tenerle miedo
es al miedo mismo.

Recuerdo algunas creencias aprendidas desde chica que tienen que ver con esto:
Ríete ahora porque mañana vas a llorar
Aprovecha mientras te dure
Todo no se puede a la vez
Todo termina lo bueno y lo malo
Prepárate para los 7 años de las vacas flacas
Guarda para cuando te falte.

¿Será que tener éxito y mantenerlo también es un aprendizaje de la niñez?

Para quien tiene miedo,
todo son ruidos.

¿Qué es el éxito para vos?
¿Crees que te lo mereces?
¿Consideras que te es disponible mantenerlo?
Si no es así: ¿De qué manera te saboteas?
¿Cuáles son las creencias que aprendiste?
¿Qué es lo que no te deja estar en ese lugar que aspiras?
¿Cuál sería tu último miedo?
¿Qué harías si no tuvieras miedo? Pues hazlo.

Considero que el
ÉXITO MAS ALLÁ DEL ÉXITO
es el encuentro con el llamado de nuestra
VOZ INTERIOR,
la exploración del  camino del
AUTO CONOCIMIENTO,
la desarticulación de nuestros
MIEDOS MAESTROS,
el logro de RESULTADOS EXTRAORDINARIOS
y la búsqueda de la TRASCENDENCIA,
mientras estamos siendo
INSPIRACIÓN Y MODELO para los demás.

#483 Este es el Momento para ser Feliz

Elizabeth Taylor, quien nos dejó hace poco tiempo será siempre recordada por su belleza especial. Seguramente nadie la reconocerá en el futuro por su filosofía de vida.  Sin embargo hace muchos años  ella respondió a un suceso con una frase que merece ser recordada por su profundidad.
Lo que ocurrió fue que unos ladrones rompieron su caja de seguridad y le robaron  una cantidad apreciable de joyas muy caras. Los reporteros le preguntaron como se sentía después de tan desafortunado evento y también le preguntaron cómo hizo para dejar de llorar por lo ocurrido.
A lo que ella muy tranquila respondió:
“Nunca lloro por algo o alguien que no lloraría por mí. “

Imagina cómo sería nuestra vida si pudiéramos pensar como ella?
Seguramente estarás pensando que a ella le podría resultar fácil pensar así dado la enorme fortuna que poseía pero salvando las distancias:
¿Cuánto tiempo y energía perdemos llorando o quejándonos por cosas o personas que no lo harían por nosotros?
¿Cuántas veces el resentimiento nos tiene enganchados mucho tiempo contra alguien que ni se acuerda de nosotros y que ni siquiera sabe de nuestro sentir?

Quién es rico?:
Aquél que aprecia lo que tiene
Talmud. Ética de nuestros Padres 4:1

En estos días comienza una festividad del calendario judío llamada Zucot. Durante los siete días que dura la misma los judíos tienen el mandato de ser felices y hacer todo lo que esté a su alcance para encontrar el regocijo y el júbilo en sus vidas,
Asi que yo decidí que este es el momento para que soltemos nuestros rencores, nuestras dudas , nuestros miedos y limitaciones y nos dispongamos a ser felices
Que te parece celebrar la vida durante una semana y proponerte ser feliz como si todo estuviera bien, como si no hubieran problemas que solucionar ni cuentas que pagar. Como un mandato.

Si no eres feliz con lo que tienes
tampoco lo serás con lo que consigas.

Todos queremos ser felices pero a menudo, considero, confundimos el éxito con la felicidad. El éxito yo lo relaciono con conseguir lo que uno quiere, lograr cosas en la vida. Sin embargo para mi la felicidad vive en el reconocimiento de lo que logro y el disfrute que tenga con eso.
La felicidad no es algo que nos pasa, es una decisión que podemos tomar a cada instante para ser todo lo felices que queramos ser.
Esto no quiere decir conformarse con lo que te toca y no ir por mas. Siempre podemos tener mas pero sino aprendemos a reconocer lo logrado nunca será suficiente.
Foco en lo que hay, lo que tengo y lo que puedo è

FELICIDAD
Foco en lo que me faltaèSI NO FUERA POR….SERIA FELIZ

Yo soy parte de esa extraña raza de gente
que pasa su vida haciendo cosas que detesta para hacer dinero que no quiere
para comprar cosas que no necesita
para impresionar a gente que detesta
Henry Gauvreay

Considero que no hay una relación directa entre los ingresos y la felicidad.
Pienso que la felicidad es un estado de la mente.
Muchos creen que tendrán felicidad cuando:
se casen, compren una nueva casa, cambien el auto, tomen determinadas vacaciones, cambien de trabajo, etc.
Y la sorpresa es que cuando consiguen eso se dan cuenta que quieren o necesitan otra cosa para ser felices
Entonces la felicidad cuando llega?
En esos casos pienso que nunca ya que siempre habrá algo que falta y por otra parte si yo le doy el poder a algo o a alguien que me traiga la felicidad también le doy el poder que se lo lleve cuando se vaya.

La felicidad es un estado de la Mente y una elección constante sobre lo que quiero enfocarme.

Tienes ganas de sumarte a esta semana de felicidad?
Sólo tienes que elegirlo, conectándote con todo lo que si tienes que no tenga que ver con lo material.
Enfocándote en tu cuerpo, en tus relaciones, en tus posibilidades, en todo lo que sabes hacer, en tus cualidades, en tus dones, en tus comportamientos y reconociendo concientemente todos tus regalos y voilà:
SENTIRÁS LA FELICIDAD.

La Felicidad llega con la Maestría en el reconocimiento conciente
y el disfrute cotidiano de lo que ya tenemos.